“Pecadores en las manos de un Dios airado”

Jonathan Edwards (1703-1758)

Un día como el de hoy, 8 de Julio, pero del 1741, Jonathan Edwards predicó un mensaje que conmocionó a la comunidad de Enfield, Connecticut. El título del mensaje: “Pecadores en las manos de un Dios airado”. Una comunidad que según describen los historiadores tenía poco o ningún interés en el evangelio, a la que el Gran Despertar (Great Awakening) del evangelio en Norteamérica no había llegado, conoció en este día no sólo la ira de Dios sobre ellos a causa del pecado, pero también la gracia que estaba disponible de parte del Dios Todopoderoso.

El resultado fue impresionante. Un extremadamente delgado Edwards leía casi de manera inexpresiva el manuscrito de su sermón, pero las personas quedaron de inmediato convictas de pecado y juicio, y clamaban a voces, preguntando qué debían hacer para escapar de la ira de Dios. Durante toda la predicacion, y aún en las noches en las casas las personas lloraban y clamaban al Señor por arrepentimiento, a la manera de lo ocurrido en Nínive por la predicación de Jonás.

Acá les dejamos para descargar y conservar este bendito e histórico sermón:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s